Rejuvenecimiento facial a partir de células madre dentales

Rejuvenecimiento facial a partir de células madre dentales

POR VíCTOR SAADIA
El rostro es una de las áreas más visibles de nuestro cuerpo y de las que se ve más afectada cuando se va disminuyendo la capa subcutánea de tejido adiposo.

La terapia con células madre mesenquimales para el rejuvenecimiento facial es un tratamiento innovador que garantiza los mejores resultados a mediano y a largo plazo. A diferencia de otros rellenos sintéticos que se reabsorben a corto plazo, las células madre tienen la capacidad de diferenciarse y crear millones de células nuevas dentro del cuerpo, las cuales intensifican el tejido de forma natural para dar a la piel la luminosidad y tonicidad característica de una piel joven y saludable.

Las células madre mesenquimales se aplican en rejuvenecimiento facial para prevenir y/o corregir todo tipo de arrugas, desde las más finas hasta las más profundas, y redensificar el tejido redefiniendo el óvalo facial, tras cambios bruscos de peso, enfermedades o simplemente solamente por envejecimiento facial.
María Beyer Ruiz, académica de la Dirección General de Divulgación de Ciencia (DGDC) de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), comenta que los medios de comunicación aclaman a las células madre como la salvación para las arrugas y que estas células “se convertirán en el tesoro biológico del siglo XXI”. 1 La utilización de células madre, las cuales tienen la capacidad de auto-regeneración y reparación, han adquirido gran importancia en el manejo del rejuvenecimiento facial, debido a la mínima invasión que implican y la calidad de los resultados obtenidos en diferentes partes del mundo.

El efecto de las células madre en el rejuvenecimiento facial parece estar relacionado con la producción de un factor de crecimiento que reactiva la capacidad reproductiva y estimula la funcionalidad, dando lugar al rejuvenecimiento facial. Entre las ventajas se cuentan: la ausencia de las complicaciones derivadas de un procedimiento quirúrgico, facilidad relativa del procedimiento, y disminución de los costos relacionados con la infraestructura necesaria para una cirugía.
El procedimiento de rejuvenecimiento facial mediante el uso de células madre es uno de los procesos más innovadores en el mercado.

Para cada tratamiento de rejuvenecimiento facial se inyectan subcutáneamente 35 millones de células madre, mediante mesoterapia. Luego, ellas mismas se encargan de producir colágeno, elastina y ácido hialurónico -sustancias responsables de la elasticidad y tonicidad de los tejidos-. Dentro de la terapia puede combinarse la capacidad regenerativa con los ya conocidos efectos rejuvenecedores del plasma rico en plaquetas, el cual contiene los factores de crecimiento requeridos por nuestra piel.

Es un procedimiento poco invasivo, no doloroso, no quirúrgico, que permite al paciente incorporarse inmediatamente a su vida normal.

El procedimiento está indicado para rejuvenecimiento en cara, cuello, escote y manos.
Gracias a los avances en las investigaciones de células madre mesenquimales, en la actualidad esta terapia enfocada en el rejuvenecimiento facial tiene resultados mucho más efectivos que otros. Este tratamiento deberá ser evaluado por un especialista, de acuerdo al tipo de piel del paciente, de los resultados que desee obtener y de los
resultados médicos.

1 Bayer Ruiz. María Emilia. Células madre: el futuro llegó. ¿Cómo ves? Revista de divulgación de la ciencia de la UNAM. (En línea) Febrero 2016 (10 de Enero de 2017) Disponible en http://www.comoves.unam.mx/numeros/articulo/207/celulas-madre-el-futuro-que-llego
Victor Saadia
Presidente del Comité Científico de Células Madre Dentales en México

Fuente: El periódico El Sol de México 

https://www.elsoldemexico.com.mx/doble-via/salud/658935-rejuvenecimiento-facial-a-partir-de-celulas-madre-dentales